LO DESTRIPAN SUS MININOS; ERAN UNA LEONA BLANCA Y UN TIGRE DE BENGALA

LO DESTRIPAN SUS MININOS; ERAN UNA LEONA BLANCA Y UN TIGRE DE BENGALA

El Diario de Juárez y el Financiero dieron a conocer esta noticia, mismos que presentaron imágenes perturbadoras de la forma en que quedó el hombre al

LUEGO DE ENFRENTAMIENTO ARMADO, DETIENEN A 4 DEL CARTEL DE SINALOA
QUEMA LA PGR Y LA SEDENA MIL KILOS DE MOTA, CIEN DE COCA EN CHIHUAHUA, PASTAS Y OBJETOS DEL DELITO
LOCALIZAN EL CUERPO DE CAMILA SIN VIDA; EL HOMICIDA FUE UN CONDUCTOR DE UBER

El Diario de Juárez y el Financiero dieron a conocer esta noticia, mismos que presentaron imágenes perturbadoras de la forma en que quedó el hombre al interior de su domicilio y como los galenos trataban de salvarle la vida y sus tripas.

En su propia casa los gatitos feroces destriparon a su amo, a quien desonocieron cuando llegó de la parranda. Los familiares, al verlo preguntaron quién era el responsable y león blanco no pudo ocultar las huellas del festín en su hocico y en sus garras.

Una leona blanca y un tigre de bengala fueron los responsables del ataque, no sopòrtaron una broma del ebrio amo que jugueteaba con la cena que ya venía retrasada. Erick Noé “N” de 45 años de edad, fue atacado en su zoológico particular que tiene en el interior de su hogar, ubicado en una de las colonias mas exclusivas de Ciudad Juárez Chihuahua.

Los hechos se registraron al caer la tarde, cuando se reportó que los dos animales habían destripado a un hombre en una vivienda del exclusivo fraccionamiento Rincones de San Marcos.

Al hacerse presente los elementos policiacos ubicaron a una persona con varías lesiones por mordedura de cuatro a diez centímetros en todo el cuerpo, una apulsión de 15 centímetros en la rótula izquierda, una herida de veinte centímetros en el cuello y el estómago desgarrado con una exposición de sus órganos internos.

De acuerdo con el primer reporte, en el lugar había además un león, Los animales fueron asegurados por las autoridades locales y, posteriormente, fueron puestos a disposición de personal de la Procuraduría Federal de Protección al Medio Ambiente (Profepa) para determinar su legal procedencia.

Según los empleados de la residencia, la familia cuenta con la documentación en regla para comprobar posesión de los felinos.